En el corazón de Google

Hace un año andábamos mi santo esposo y yo por tierras californianas, un viaje largo, cansado y apasionante cuyo relato empecé a contar por aquí y que, como suele pasarme, no terminé de escribir (tengo un par de borradores por ahí que espero rematar, aunque no prometo nada). En ese viaje, aparte de por San Francisco, Los Ángeles, Las Vegas y la Comic Con de San Diego (que comienza justo ahora), pasamos por Silicon Valley, donde estuvimos en el Infinite Loop de Apple en Cupertino (y en su tienda, en la que Contradictorio se compró, entre otras cosas, esta camiseta y esta taza), y por Mountain View, donde se encuentra la sede de Google. Cuando escribí sobre aquello mi esposo aún no había subido el vídeo que grabó en los jardines de Google. Ya lo ha hecho:

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s