Puertas y recuerdos

If there’s anything you don’t want me to see, just imagine a door and close it. I won’t look.

Es lo que le dice el Doctor (Who) a Madame de Pompadour (The girl in the fireplace) cuando se adentra en su mente para saber qué es lo que quieren de ella las criaturas mecánicas que la acechan, una idea que me hizo pensar en lo que agradecería poder tener unas puertas así y cerrarlas de vez en cuando, no para que otros no puedan entrar, sino para no poder hacerlo yo.

Apoyo la investigación espacial, la que busca el origen de la materia (el bosón de Higgs, aka partícula de Dios) o la que lucha para encontrar curas para las enfermedades que aún no la tienen (especialmente el cáncer), pero creo que sería un progreso al menos equiparable con todo lo anterior que, con sólo desearlo, cada uno pudiese cerrar la puerta a recuerdos dolorosos o pensamientos negativos, para acceder a ellos sólo cuando quiera hacerlo y así poder centrar su pensamiento en aquello en lo que en ese momento desee centrarlo, sin temor a interrupciones. Puede parecer una tontería, pero a lo mejor aliviaría, al menos en parte, el estrés, la depresión o la angustia de muchos. Al menos yo viviría bastante mejor.

2 comentarios en “Puertas y recuerdos

  1. Muchas gracias, niña. Es de lo más personal que he escrito desde hace mucho, sí, aunque no sean más que un par de párrafos. A veces no hace falta mucho más, ¿no?

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s